miércoles, 21 de octubre de 2009

La CIA Fracasó, Vino el Mossad Israelí



Algo ocurrió en los últimos dos o tres meses, que terminó generando una concurrencia de hechos políticos a nivel internacional, que denotan como en el mundo también empezaron a obstinarse del calamitoso Hugo Rafael.


No quisiera terminan pensando que en tiempos del derechoso Bush, la CIA era mucho menos eficaz que ahora y casi cómplice para obstaculizar la tarea de mal poner, o más bien de exponer, la piltrafa de régimen venezolano, dada la inveterada costumbre de Chávez de achacarle a estos la responsabilidad en la coordinación mundial de un supuesto plan para dañar su reputación de salvador de Venezuela y de la humanidad.

Debo comenzar por reconocer que tenían razón quienes, aparentemente arando en el mar, han venido confiando en esa línea de acción que, en privado me parecía estéril, tratando de hacer interesar en nuestra suerte a factores políticos de otras naciones, o instancias de organizaciones internacionales, vigilantes del usufructo de derechos de cualquier naturaleza.

Pero sin mezquindad alguna para con los abnegados venezolanos que han trabajado en esa orientación estratégica, me sigue revoloteando en la cabeza la idea que ALGO tuvo que ocurrir, para que empiecen a llover toda clase de pronunciamientos, solidaridades inesperadas, gestiones, presiones etc. defendiéndonos de un destino de ruina nacional.

Aclaro antes de seguir, que no me refiero a acciones de gobierno alguno, que siguen impertérritos en la cabronería a Chávez, o guardando silencios que le permitan agarrar aunque sea las sobras del despilfarro de nuestros reales que hace la chequera que camina.

Si hasta un venal como Carter anduvo por ahí en plan de percatarse que su protegido de otros tiempos anda de malandro, ello debe señalarnos que ese “algo” ocurrió y que la vieja CIA no controla, puesto que a diferencia de su abulia conocida de años pasados, henos aquí celebrando nuevos tiempos para la presencia internacional de nuestra causa de país humillado hasta el escarnio, por los charlatanes y déspotas rojitos.

Según la lógica de Chávez podríamos más bien concluir que la CIA lo ayudó, en estos 10 años pasados, cuando ocurría lo mismo que padecemos ahora, pero que perdió súbitamente su capacidad para protegerle a nivel nacional e internacional, dado el barranco por donde está rodando aquí y afuera, el prestigio y la estabilidad de sabaneitor.

Por supuesto estas ironías que escribo para ayudar a desmontar ese discurso truculento de Chávez, sobre esa famosa conspiración yanqui, nos lleva de vuelta a la interrogante sobre: ¿que pudo pasar para que ahora Chávez comience a estar en la picota de la opinión pública a nivel internacional?.

¿Se le acabaron los reales para comprar solidaridades automáticas?

¿El mismo provocó su aislamiento al convertirse en socio de regímenes crápulas?

¿Detectaron por fin los peligros de las injerencias chavistas, en los procesos políticos internos de otras naciones?

¿Empezaron a hacer efecto las estúpidas medidas contra Colombia de naturaleza locoide, irresponsables por sus efectos criminales, suicidas como pocas?

¿Habrá pesado el salto cualitativo y cuantitativo de los cierres de medios, las amenazas a otros, la persecución de periodistas, sindicalistas, estudiantes, el desconocimiento de gobernantes opositores locales y regionales electos, el desborde demencial del hampa común, de los índices de corrupción que nos colocan en los peores sitiales del mundo?

¿Se empezó a tomar conciencia plena de cómo, por complacencias frente a este demagogo, se estaba permitiendo dejar crecer un fenómeno internacional desestabilizador a mediano plazo, dada la imprevisible conducta incontrolable de este sujeto, capaz incluso de negociar hasta bombas atómicas en el mercado negro, para hacerse de alguna invulnerabilidad de su poder que venía haciéndose omnímodo?

No nos sorprendamos que sean rotundas las respuestas afirmativas a TODAS estas interrogantes y a muchas otras, las que empezaron a inclinar la balanza a nuestro favor en la opinión mundial.

El hecho comunicacional que se hizo al fin notorio, ante los demócratas del mundo, fue que Chávez es un impostor que compró a los gobiernos su patente de supuesto demócrata justiciero.

Pero lo que este agitador “nuestro” subestimó por ignorante, es que en los países democráticos existen amplios controles, y que ello terminaría desencadenando la percepción lógica, hasta hacerlo tema de oposición de política interna, la solidaridad con nosotros.
Por ello, como fue habitual en otros casos, la denuncia al chavismo empezó a manifestarse en los poderes legislativos, en los medios de comunicación y en instituciones de garantías de derechos internacionales no domesticadas por poder alguno, etc.

Ya los propios gobiernos pasarán a la resistencia y denuncia activa. Honduras, Perú, Colombia, Costa Rica, Panamá, abren el camino. No es una exageración lo que planteé en un artículo anterior. Chávez ahora será “adalid africano” para compensar las pérdidas de posicionamientos en América Latina. Pero eso solo podrá granjearle animadversiones en Europa que influencia esos patios.

Pondré solo el ejemplo de España, donde podemos estar seguros que desde distintas tribunas democráticas harán pagar a Rodríguez Zapatero su alcahuetería con estos sepultureros de derechos.

El plato fuerte empezó sin embargo a llegar desde USA.
El “super-gorila” Bush no se atrevió a lo que el amable Obama le plantó en Colombia y que sabaneitor estima es contra él.
A las 7 bases del pentágono y la DEA en ese país, que le permitirá a la CIA, si ya no le incrustó sin saberlo un Chip que lo rastreé por GPS, retratarlo y escucharlo hasta en su poseta en Miraflores, o “donde lo agarre la noche” a lo que deberá agregarle, desde hoy, dos bases militares más en Panamá, acordadas con USA por el gobierno del Presidente Martinelli, amigo y defensor de Micheletti. Honduras trae cola entérate Chavez.

Desde el sur del continente le anuncian que empiece a agarrar mínimo con el derechista Piñera, que despunta como favorito candidato a presidente en Chile.

Ya es muy tarde para que Hugo Rafael aprenda algo de política internacional. El solo conocía del poder corruptor del dinero y no le fue mal. Pero nunca supo qué haría al acabársele esa sobreabundancia de divisas, dada esa manía de los venezolanos de querer comida, agua, luz, viviendas, escuela, hospitales, seguridad etc.

Debió suponer por ejemplo que Uribe es 100 veces más respetado que él, en el mundo, sin repartir un solo dólar y teniendo 100 veces más problemas en su país pobre y destrozado por la violencia de las FARC, que Chávez protege y aúpa.

Debió dejar de empeñarse en meter al guabinoso Lula en sus embrollos contra Uribe, contra Micheletti, en una diplomacia aventurera hacia América del sur, que los prudentes brasileños repudian y empezaron a manifestárselo por vía de acuerdos de su Congreso contra las consecuencias de esa aberrada alianza con Chávez.

Sabaneitor por ignorante apostaba que a todos sus compinches le iba tan bien como a él y nunca entendió porque en Argentina por ejemplo, la democracia conquistada contra los milicos a un precio que jamás el logrará imaginar, no tolerará que fantoches del tipo del dúo chulo que le alcahuetea pueda borrar las profundas reticencias que despierta el chavismo militarista allá.

Pendejos no son, cuando sabaneitor les regaló 12.000 o más millones de dólares, hasta simulaban aplaudirlo también desde la oposición. Pero allá se enteraron hace rato que para resolver aquí el desorden económico general y entre otras calamidades los apagones cada vez más largos no “podremos” mandarle grandes mesadas al país del tango, así el precio que paguen sea oírle después a Chávez cantarlos desafinados.

Sin embargo los “maletinazos” seguirán garantizados, como en los buenos tiempos de Antonini, esas “bagatela” de “milloncejos” de dólares para los amigos y sus vagos a sueldo, no hay problema en seguirlos disimulando en nuestro no-auditable presupuesto y menos aún en el manejo de divisas.

Esos maletines de dólares que le arrimaron incondicionales allá, le proporcionaron también ingentes enemigos. Muchos se apaciguarán con las compras masivas de alimentos argentinos, que sustituyen importaciones colombianas, pero nada hará tragar a los porteños que hay milicos buenos, ni siquiera a los peronistas, cuyas filas sindicalistas tendrán que censurar lo que se pretende aquí, pulverizando las libertades gremiales.

Lo del título, como podrán imaginar, es un ardid para interesar lectores. Si yo hubiera titulado que al ministro tal lo consiguieron en un baño con zutano, tendría quizá el mayor número de curiosos.

Aquí solo con este título quería demostrar como la cantaleta sobre que la CIA está detrás de conspiraciones contra él, tendrá que hacerla corresponder con la leyenda que el anterior presidente olía a azufre y sin embargo le fue tan bien y como ahora el buen Obama que no debe estar en la jugada de arrinconarlo, preside sin embargo un escenario mundial donde se le viene abajo la estantería a su desgobierno de incapaces, demagogos, represores, malandros y agitadores e intervencionistas de oficio.

Fracasó la CIA con Venezuela. Ya era hora. Esos nunca han pegado una. Alguna nueva y soterrada agencia mundial está entonces trabajando bien a nuestro favor.

¿No será que está ayudando el arrechísimo Mossad de Israel, que según Chávez apoya a Micheletti?

¿Eso explicaría la manía de Chávez por asociarse a los enemigos jurados de Israel, dispuestos incluso a desparecerlos como nación bajo escombros de un ataque nuclear?

¿Ya que para Chávez no hubo holocausto, andará preparando uno nuevo para lo cual quiere también sus bombas nucleares?

Podemos entonces inventar nuestras propias fantasías aterradoras si vivimos sometidos a sufrir alucinaciones como las que pregonan que existe aquí un buen gobierno y que Chávez representa la emancipación social de los pobres en Venezuela y el mundo.

Nada cuesta ponerle aliños a este tipo de elucubraciones que parecieran mas reales y agregarle que supuestas tenebrosas manos de poderes mundiales quiere acabar con nuestro Bolívar 2, Cristo 2, Castro 2, Perón 2, Allende 2, Che Guevara 2, Gaitán 2, Sandino2, Alfaro2, Tupac Katari 2, Tupac Amarú 2, Guaicaipuro 2…CANTINFLAS 2, DUVALIER 2, SABANEITOR 1, el gran destructor de esperanzas, que ya está en salsa. Estamos en plena cuenta regresiva, Chavez lo sabe y no encuentra como detenerla.