jueves, 13 de agosto de 2009

Hay grabaciones de llamadas venezolanas a militares hondureños promoviendo un golpe contra el actual Gobierno y pruebas del reparto de armas cortas


Runrunes


alto

colombia. Poco a poco se van atando cabos en lo que pareciera ser una conspiración, bien articulada, para deteriorar al gobierno de Álvaro Uribe eliminándole la posibilidad de presentarse a una segunda reelección, bajarle su nivel de aceptación popular, perjudicar gravemente la economía colombiana y minarle el campo político al ex ministro Juan Manuel Santos en sus aspiraciones presidenciales.

La tesis, discutida ampliamente en el vecino país, da cuenta de una estrategia de “tenaza” entre los mandatarios de Venezuela y Ecuador, con el apoyo, soterrado, de los miembros del Alba. Éstos, encabezados por Evo Morales, han sido los más agresivos en sus declaraciones contra el uso de las bases militares colombianas por parte de los militares estadounidenses cuyo acuerdo estaría listo para firmarse el fin de semana.

La visita del ex presidente Samper, aunque advertida por él mismo a Uribe, buscaba comenzar a socavarle el piso al gobierno colombiano. Luego, la invitación a una nutrida delegación de opositores a Uribe y al Plan Colombia terminó de cuadrar los actores y la estrategia a seguir.

Como el caudillo no se puede contener verbalmente, allí escupió pinceladas de su plan. Más tarde en una única, sorprendente y valiente entrevista de la periodista de RCN, Vicky Dávila -quien no se amilanó ante el grosero acoso de Chávez y hasta le refutó fríamente algunos epítetos como en ningún otro encuentro presidencial con comunicadores- el mandatario volvió a sudar su incomodidad ante las evidencias colombianas y dejó ver más de su acometida antiUribe.

Los llamados “viajeros de la paz”, financiados por el régimen venezolano, comenzaron a “caminar por la América Latina”. La segunda juramentación de Correa en Quito sirvió para afinar los detalles de las operaciones a seguir. Cada día que pase arreciarán los embates a Colombia por parte de los obsecuentes funcionarios rojos.

La adulación rojita, usada para subir peldaños burocráticos, los hace hablar disparates. Como Samán, al decir con increíble desparpajo, que es más barato traer un barco desde Argentina que una gandola desde Cúcuta…

medio


rusos. La visita del vicepresidente colombiano Francisco Santos a Moscú sirvió para que le entregara a las autoridades rusas un detallado informe de las municiones y armas rusas, vendidas a Venezuela, que habían aparecido en manos de la guerrilla. Adicionalmente le llevaron el reporte sueco sobre los AT4. Los rusos habían pedido esas pruebas para poder presionar al Gobierno venezolano a firmar una cláusula, que antes se evadió, de poder supervisar -sin previo aviso- la ubicación de armamento, desde balas hasta aviones, en cualquier lugar del país.

Venezuela al aceptar el último préstamo para comprar armas aceptó esa cláusula. Hoy se sabe que de 12 aviones Sukhoi solamente 2 tienen operativos los sistemas de defensa. El salitre de Barcelona ha oxidado algunas de las naves. Los repuestos para los helicópteros están escasos. El deterioro del apresto operacional militar es alarmante…

HONDURAS. La última reunión de Manuel Zelaya con Chávez y el canciller Maduro fue hace unas semanas en el “bunker” del avión presidencial en el aeropuerto de Maiquetía. El hondureño vino, conversó, fue instruido y le garantizaron el apoyo económico para él y su séquito. Ayer llegó a Brasilia y el embajador venezolano, general Julio García Montoya, recibió la orden de “encargarse de todo lo concerniente” a esa visita.

Zelaya, quien sigue viajando en un avión de Pdvsa, se alojó en el hotel Alvorada, uno de los más lujosos. Su séquito lo componen 30 personas, sin contar los guardaespaldas, y todo es cancelado en dólares por el Gobierno venezolano. Allá se dijo que hasta los ex ministros del ensombrerado itinerante reciben su salario proveniente de Venezuela.

Circula la foto del dirigente campesino zelayista, Rafael Alegría, vestido de rojo repartiendo fajos de billetes entre sus seguidores. Hay grabaciones de llamadas venezolanas a militares hondureños promoviendo un golpe contra el actual Gobierno y pruebas del reparto de armas cortas en Nicaragua, fotos de dirigentes del movimiento M28 de la UCV al lado de Zelaya, resultados preparados de la consulta sobre la cuarta urna y llamadas cruzadas entre militares nicaragüenses, ecuatorianos y venezolanos, entre otras.

Una demora más para el diálogo (¿?) en Costa Rica es la gripe porcina de la que se contagió el presidente Arias. Se sigue corriendo la arruga para el regreso condicionado del Presidente depuesto. Los militares hondureños tienen un video donde aparece Zelaya entregándose, con toda parsimonia, a quienes lo apresaron y se lo llevaron a Costa Rica sin disparar un tiro ni demostrar violencia.

En cualquier momento lo muestran. ¿Qué raro que ni los partidarios de Zelaya ni los de Micheletti han hecho mención a una enorme cantidad de dólares en las oficinas y casas del defenestrado mandatario cuyo origen los dos bandos tienen muy claro? ¿Será esto parte de las pruebas con las que lograron sentarlo a negociar? Veremos…

bajo

¡la radio es mía! Un trabajo de campo de Hinterlaces arrojó los siguientes resultados al consultar sobre el cierre de las radios: 72% no está de acuerdo; 49% siente que es ilegal y 23% no sabe; 67% siente que el régimen quiere controlar los medios; 60% siente falso lo del latifundio mediático; 74% de acuerdo en que los herederos tengan las concesiones; solo 3% aprueba que pasen a manos del Gobierno, 42% que sigan en manos privadas y 44% que se las den a las comunidades organizadas aunque un 53% estima que las radios comunitarias existentes difunden sólo información gubernamental no tan veraz; 75% defiende el derecho al trabajo de todos los que laboran en las radioemisoras; 72% no le parece fundamental una medida como la anunciada por Cabello; 64% siente que Chávez está abusando del poder y 70% sugiere protestar pacíficamente.

La identificación de los encuestados fue 28% chavista, 29% opositor o simpatizante y 42% no se alineó con ninguno de los polos. Mientras tanto un funcionario de Conatel dejó saber que desde las alturas -¿Diosdado? ¿Izarra? ¿el otro Chacón?- están consultando a boliburgueses para entregarles algunas frecuencias de las usurpadas bajo el disfraz de la ilusoria democratización…

MA$ NEGOCIO$. El café que queda es el molido, en la red de comercialización. Eso debe durar hasta el 20 ó 24 de agosto. El negocio con el café verde se tornó rojo rojito. En la reunión con los empresarios argentinos en Buenos Aires los ministros venezolanos dijeron que querían evaluar sus estructuras con la idea que el Gobierno utilizara a “boliburgueses” que serían los que importarían todo y luego el régimen vendería a dólar preferencial esa mercancía en Venezuela para su distribución. E$tán enredado$…


Nelson Bocaranda Sardi
Runrunes
El Universal