miércoles, 11 de marzo de 2009

La arepa cuadrada

Aquí, el enfermo que des-gobierna en este país pegó un brinco cuando supo que Samán pensaba regular el precio de la arepa, empresa para la que es necesario tener las bolas cuadradas o por lo menos tres kilos de materia fecal en el cráneo en lugar de un cerebro sano...


Evidentemente, el señor Samán, autor del desaguisado de la arepa, jamás ha montado una en un budare y tal vez ni le gusten. No sabemos por cual cálculo esotérico y alejado de fogones y números, concluyó que una arepa de pernil debía ser vendida a 1.500 bolívares porque a mayor precio, era especulación. Ante la carcajada nacional y la preocupación de las areperas, el señor se convenció que a ese precio ni una lonja de marrano podía pagar. Así que nuevamente echó pluma y dijo que la arepa era negociable entre 2,900 y 4.300 bolívares. Areperos de este país uníos, fue la consigna y la protesta por la presunta regulación de la arepa fue tal, que Samán decidió no seguir cuadrando la arepa, no sin antes echarle la culpa a los periodistas del jaleo. Ahora, quizás y por un tiempo, podremos comernos nuestra arepa en paz.

Cita:
"Del fanatismo a la barbarie sólo media un paso". Denis Diderot, escritor y filósosfo francés (1713 - 1784)


"Hago saber: Que el Consejo de Ministros ha acordado y yo he sancionado lo siguiente: POR CUANTO: La obra creadora de la Revolución, en sus múltiples aspectos, esta basada fundamentalmente en el pleno desarrollo de la Nación.

POR CUANTO: Es evidente que ese desarrollo no puede lograrse sino mediante la planificación adecuada de la economía, el aumento y racionalización progresiva de la producción y el control nacional de las industrias básicas del país.

POR CUANTO: Muchas de las grandes empresas privadas del país lejos de asumir una conducta consistente con los objetivos y metas de la transformación revolucionaria de la economía nacional, han seguido una política contraria a los intereses de la Revolución y del desarrollo económico, cuyos signos más evidentes y notorios han sido el sabotaje a la producción; la extracción del numerario sin reinversiones adecuadas; la utilización exagerada de los medios de financiamiento sin empleo del propio capital operativo con la ostensible finalidad de acumular efectivo y de invertirlo en el extranjero previa obtención clandestina de divisas, y el abandono frecuente de la dirección directa de las fabricas lo que, en muchas ocasiones, ha obligado la intervención por el Ministerio del Trabajo en evitación preventiva de la crisis laboral que el cierre o la disminución de la producción puedan crear.

POR CUANTO: Esa conducta resulta aún mas definidamente contraria a los intereses de la Revolución por ocurrir a pesar de que ha aumentado considerablemente el consumo del país y, por consiguiente, se ha ampliado el mercado interno para dichas empresas.

POR CUANTO: El proceso revolucionario impuso la necesidad de dictar leyes cuyo contenido de beneficio popular tendía a liquidar los privilegios de ciertos núcleos económicos los que, reaccionando violentamente, ignoraron y violaron esas leyes, llegando aún al extremo de financiar con los dineros mal adquiridos a grupos contrarrevolucionarios en franca alianza con el imperialismo financiero internacional.

POR CUANTO: Es deber del Gobierno Revolucionario tomar las medidas que demandan las circunstancias expuestas en los Por Cuantos anteriores y adoptar fórmulas que liquiden definitivamente el poder económico de los intereses privilegiados que conspiran contra el pueblo, procediendo a la nacionalización de las grandes empresas industriales y comerciales que no se han adaptado ni se podrán adaptar jamás a la realidad revolucionaria de nuestra Patria, y a la vez brindar efectivas garantías y a facilitar por distintos medios el normal desenvolvimiento de todas aquellas empresas pequeñas y medias cuyos intereses pueden y deben coincidir con los grandes intereses de la Nación.

POR CUANTO: La nacionalización debe verificarse mediante la expropiación forzosa de dichas empresas industriales y comerciales, según lo autoriza el Artículo 24 de la Ley Fundamental de la República.

POR TANTO: En uso de las facultades que le están conferidas, el Consejo de Ministros resuelvo dictar la siguiente:

LEY No. 890

Artículo 1.- Se dispone la nacionalización mediante la expropiación forzosa de todas las empresas industriales y comerciales, así como las fábricas, almacenes, depósitos y demás bienes y derechos integrantes de las mismas, propiedad de las siguientes personas naturales o jurídicas:"

A continuación, un listado de más de tres mil empresas cubanas, que fueron expropiadas por este decreto firmado por Fidel Castro, en 1960. La historia es idéntica, las motivaciones las mismas, el fanatismo similar, la barbarie copiada al calco. En aquellos tiempos, los barbudos uniformados acompañados por una turba ocupaban tierras, fábricas y comercios. En esta Venezuela que hoy sufrimos, funcionarios y turba vestidos de rojo (algunos con barba) y efectivos militares ocupan plantas agroindustriales y tierras con la excusa de la "seguridad alimentaria". Con el mismo pretexto castrocomunista de luchar contra la oligarquía y el imperio, con acusaciones que retratan la vileza de quienes hoy violentan salvajemente los derechos de venezolanos desamparados por la ley, ya que la ley la hacen los secuaces y la ratifican los cómplices. Ahora más que nunca, los agredidos por el régimen comprueban la gravedad de tener una Asamblea Nacional impúdicamente complaciente ante los caprichos legislativos del amo; unos magistrados que violan sus propias leyes para seguir el ejemplo de la reelección continua; un " poder moral" cuya moralidad es más que sospechosa. Y no hablemos de Tibisí.

Qué clase de economía


El gobierno quiere el control de los medios de producción, porque sabe que no podrá importar ni siquiera la mitad de los 60.000 millones de dólares del año pasado. Pero comenzó apuntando alto: nada menos que a las más grandes procesadoras de alimentos del país. "Si te pones cómico te quito toda la Polar, Mendoza, te la quito todita" dice el señor Presidente, en uso de todo su poder, talento, equidad y modales. No tiene razones para quitarle nada, no ha jugado metras con él para tutearlo, no tiene idea del negocio, sólo empeorará su ya comprometida situación, pero se lanza a correr ese Ferrari sin saber siquiera manejar. El hombre no sabe donde le queda el freno ni el acelerador pero allí está montado, creando una conmoción nacional a punta de expropiaciones, "ocupaciones", decomisos e invasiones.

La negativa absoluta a sentarse a dialogar con el sector productivo del país, cosa que haría cualquier gobierno civilizado y que como éste, tenga el agua al cuello, da la medida de lo incapaces que son de hacer flotar al país en la coyuntura económica que se nos encima rápidamente. Prefieren las prácticas discrecionales de agresión contra la empresa privada, sin evaluar el daño que se le hace al país productivo, el daño que se le hace a la imagen de Venezuela ante los inversionistas y el daño mayor que se le causa al consumidor final, al pueblo llano, que son los verdaderamente perjudicados por la necedad oficial. Leyes que le dan el rejo al amo y permiten la paliza contra el ciudadano, como ésta de Seguridad y Soberanía Agroalimentaria, dictada en el apresurado y postrero lote de la habilitante, permiten el despojo de la propiedad privada sin procesos previos, sin pataleo. Por fin los venezolanos están viendo las graves consecuencias del apoderamiento de todos los poderes por parte de una sola persona. ¿A quien apelan los "ocupados", expropiados e invadidos? ¿Al TSJ? ¿A la Fiscalía? ¿A la AN? Tal vez estas agresiones sean los ejemplos dramáticos necesarios para que de una vez por todas se entienda que el Comandante es un gran candidato pero un gobernante incapaz de pésimos resultados en todas las áreas, especialmente en la económica.

Ahora es cuando van a pesar los miles de millones de dólares que ha regalado a otros países, los cientos de miles de barriles de petróleo adeudados por los amigotes; los negocios malísimos pactados con países forajidos como Irán y Bielorrusia; el compromiso de pago de flete para venderle petróleo a China en lugar del seguro, cercano y buen pagador imperio. La economía hace malos negocios con la política y más cuando los maneja un neófito que en su vida gerenció ni un kiosco. Tal vez las empanaderas de El Palito o de Margarita puedan darle una clasecita básica de economía, costos, insumos y libre competencia.

Final de novela

El rancho está ardiendo por los cuatros costados: protestas de maestros sin seguro HCM, de petroleros sin pago desde hace meses y sin discusión de contrato colectivo; las empresas de Guayana a punto de declarase en quiebra (qué rápido arruinaron a Sidor); no hay bolívares ni siquiera para cubrir el gasto ordinario y ya comenzamos a ver la inmovilización de misiones, de comedores escolares, de hogares de cuidado diario. Y es que como dicen los chinos: si no hay "leal" no hay "levolución". Que lo diga Fidel, que cogió un segundo aire gracias al generoso financiamiento de su pupilo.

La tragedia es que el hombre no oye, ni hay quien le hable en el oído. Está empeñado en apretar el paso de su revolución con expropiaciones masivas, no hay Asamblea Nacional que lo llame al botón de las leyes, TSJ que sentencie a favor del bien ciudadano, Fiscal que proteja los derechos y libertades, ni contralor que detenga la mano de los ladrones que roban lo que no es suyo. Porque lo que ellos llaman "ocupación" es sencillamente "robo": quitar a alguien lo que por derecho es suyo. Y lo peor es que este catastrófico administrador va a seguir metiendo mano a las reservas internacionales y nadie en ese Banco Central se atreverá a decirle que no. Con mucho horror pensamos que tal vez la ruina de Venezuela sea el precio que tengamos que pagar para retornar a la democracia con el apoyo de aquellos que un día vistieron la franela roja y le dieron el Sí más irresponsable.

Es bueno, ya que el alumno ha seguido fielmente la misma ruta del maestro, saber cuál fue el siguiente paso de Fidel en 1960, luego que expropió todas las empresas para "favorecer al pueblo". El decreto se resume en este artículo: "Se dispone la nacionalización, mediante la expropiación forzosa y, por consiguiente, se adjudican a favor del Estado Cubano todas las empresas bancarias privadas nacionales, ya se trate de bancos de depósito y crédito, hipotecarios, o de fomento y desarrollo, así como todos los bienes, derechos y acciones pertenecientes a las empresas bancarias indicadas en el territorio nacional, inclusive sus cuentas y depósitos bancarios en el extranjero. Se declaran como causa de utilidad pública o interés social o nacional ". En esta historia de barbarie similar, esperemos que el final no sea igual. Sólo los venezolanos podrán cambiar la letra.

Aquí entre Nos

*Reconociendo humildemente que el Presidente tiene razón en decir que están en mora parlamentaria, la Presidenta Cilia Flores aclaró que lo que sucedía es que ellos habían estado el últimos mes del año pasado y los dos primeros de este año entregados en cuerpo y alma a la enmienda constitucional, reconfirmando así las críticas hacia las actividades proselitistas de los parlamentarios, que no trabajan pero cobran completo. Cilia, casi pidiendo perdón, se comprometió a aprobarle a Chávez 30 leyes en 2009 y que por eso (ípor eso!) no habrá elecciones municipales este año. Esta decisión se toma sin ningún tipo de consulta, en abierto desacato a la Constitución y a la Ley del Sufragio y sólo para complacer a quien sabe que será un año difícil en el cual la economía podrá hacerle perder cualquier elección. La esperanza es que para el año que viene el barril de petróleo suba lo suficiente como para financiar una ganancia electoral.

*Considerada una de las mejores exposiciones jamás vistas, con éxito de crítica y de público en las 36 ciudades que han recibido este impactante montaje, "Bodies" está desde hace siete días clausurada en el Sambil Caracas, porque este gobierno aún no ha logrado entender de qué se trata el asunto. La exposición considerada novedosa y didáctica, es de cuerpos tratados con polímeros, que consiguen una nitidez en todos los detalles de los órganos, músculos, huesos, jamás antes vista. La presentación del cuerpo humano en esta muestra que conjuga arte y ciencia, al parecer es ofensiva para el gobierno. El crítico de arte mayor, con esa sapiencia cultural que lo caracteriza, dijo en su programa dominical que la exposición le parecía "macabra". "Imagínense -dijo-, unos cadáveres en nuestras narices". Realmente, cadáveres son los que desbordan todos los fines de semana la capacidad de las morgues del país, por donde deberían darse una vueltecita las autoridades que pierden su tiempo extrayendo muestras de las piezas (daños que el seguro al parecer no pagará), a ver si se ocupan de lo que les compete. Evenpro, la empresa que trajo esta exposición de primer mundo, está sufriendo los embates del quintomundismo, con rancho en la cabeza incluido. Con esta costosa muestra cerrada, tienen que cancelar todos los gastos de local, climatización y luz, requeridos para la perfecta preservación de las piezas. Mientras tanto, sus libros son minuciosamente inspeccionados por el Seniat, que no pierde oportunidad de lucirse ante el jefe. Por su parte, la Fiscalía, que también quiere su tajada en el show, está pidiendo los certificados de defunción de las figuras.

*La paralización de la refinería de El Palito por 70 días ha puesto muy nerviosos a los consumidores de la región central, que colapsan las bombas de gasolina, cada vez más escasas y con problemas serios de distribución de combustible, lo cual ocasiona grandes colas de vehículos. Si bien los tanques de Yagua están llenos, lo cual garantizaría el suministro por al menos tres semanas, el abastecimiento de Carabobo, Aragua, Yaracuy y Lara depende de los envíos desde las refinerías de Paraguaná y de oriente, pero los transportistas están al borde de un paro, exigiendo la cancelación de deudas atrasadas y la incorporación a las nóminas de Pdvsa para disfrutar del contrato colectivo de los trabajadores de la empresa. Por otra parte, el abandono a que están sometidas las refinerías hace que muchos técnicos opinen que saldrá más barato construir otras refinerías que rescatar la operatividad de las existentes. Las empresas internacionales con capacidad para emprender estos mantenimientos mayores no quieren trabajarle a Pdvsa, por las dificultades de caja ya conocidas internacionalmente que afronta la estatal venezolana. El paro de El Palito y el cercano colapso de las refinerías nacionales obligarán a este petrolero país a comprar gasolina en el exterior, pagándola en dólares a máximo 30 días, ya que el crédito venezolano no da para mas, para luego venderla super subsidiada en el mercado nacional en bolívares. El populismo no permite entender que es imposible continuar vendiendo la gasolina a ese precio irrisorio, porque hay miedo al costo político. La sombra del Caracazo asusta.

*Mientras en los muelles de Puerto Cabello se pudren container de alimentos no reclamados por nadie o con trámites burocráticamente retrasados, los Mercal y los Pdval tienen que resolver de alguna manera sus problemas de abastecimiento. En esta semana, un grupo de guardias nacionales "visitaron" a varias granjas de pollo en la Vía de La Guásima, estado Carabobo y solicitaron les entregasen toda la producción. Aunque pagaron por ello, los criadores obligados a vender así, incumplieron los compromisos con sus clientes habituales.

*Los cachorros del chavismo, siguiendo el ejemplo que Caracas dio, se han lanzado a la batalla por su reelección. Ortega en Nicaragua ya anunció que va a reformar la Constitución para establecer la reelección presidencial indefinida. De lo contrario, dijo que optaría por ser Primer Ministro para luego "volver a correr para Presidente". En Ecuador, Rafael Correa utiliza las cadenas oficiales para hacer proselitismo a su favor, sin importarle que el CNE de allá, que sí es independiente, lo multe. Correa tiene las encuestas a su favor para reeligirse el próximo 26 de abril. Mientras que Evo Morales en Bolivia se presentará a la reelección el próximo 6 de diciembre y anuncia que irá por una reforma constitucional que le permita seguir optando para siempre a la Presidencia. Quien no es cachorro es Uribe, pero su actitud de favorecer una enmienda constitucional para reelegirse por tercera vez es criticada dentro y fuera de su país por quienes le consideran un demócrata a carta cabal. En esta enfermiza "reeleccionitis" que afecta a los gobernantes latinoamericanos, se salva Lula Da Silva, quien ha dicho que él ya está viejo para eso. Bendito sea.

Charito Rojas

Notitarde Ágora