domingo, 1 de noviembre de 2009

Venezuela tiene "cielos abiertos" al narcotráfico



El espacio aéreo de Venezuela estaría abierto a vuelos clandestinos del narcotráfico, según registros satelitales del Comando Sur de Estados Unidos.

El espacio aéreo de Venezuela estaría abierto a vuelos clandestinos del narcotráfico, según registros satelitales del Comando Sur de Estados Unidos que fueron divulgados aquí por la revista colombiana Cambio.

La nueva edición del semanario, que sale a circulación los jueves, aseguró que registros del monitoreo satelital realizado por el Comando Sur demostraron que "el espacio aéreo venezolano está prácticamente abierto a vuelos clandestinos del narcotráfico".

Advirtió que los satélites que "registran las trazas de los vuelos clandestinos de las organizaciones narcotraficantes son validadores internacionales que suelen ser empleados constantemente por la Organización de Naciones Unidas (ONU)".

"El nivel de las trazas (demarcadas por haces de luz) para el caso de ese país (Venezuela) subió de 14 por ciento en 2003 a 80 por ciento en 2008", señaló la influyente revista.

Sostuvo que "el incremento fue coincidencialmente mayor después de 2006, cuando el gobierno de Hugo Chávez decidió cancelar todos los acuerdos de cooperación en el campo de la lucha antinarcóticos con Estados Unidos".

El semanario explicó que "el fin de esos acuerdos supuso la salida de Venezuela de funcionarios de la agencia antinarcóticos DEA y de otros agentes dependientes del gobierno de Estados Unidos".

Las cifras oficiales venezolanas sobre incautaciones de estupefacientes contrastan, sin embargo, con los reportes de trazas de vuelos ilegales, aclaró Cambio.

Recordó que el ministro de Relaciones Interiores y de Justicia de Venezuela, Tareck El Aissami, dijo que después del retiro de la DEA de su país, la eficacia de las operaciones antinarcóticos aumentó en esa nación sudamericana.

De acuerdo a reportes de las autoridades venezolanas, en lo que va corrido de este año las incautaciones de drogas llegan casi a las 50 toneladas, cifra que según el gobierno de Caracas no tiene precedente en la historia de la lucha contra las mafias en su país.

Diario el Porvenir/ Colombia