lunes, 19 de enero de 2009

Esto es "socialismo": 275 cadáveres a la Morgue de Bello Monte en lo que va de enero



El diario Panorama reporta que el número de cadáveres que se encuentran en la Morgue de Bello Monte llegó a 275 en los primeros 18 días del año. Y de acuerdo con otros medios, durante el fin de semana murieron en Caracas en hechos de violencia entre 31 y 32 personas. A ese ritmo, de unos 15 cadáveres por día, el número de muertes violentas podría llegar en Caracas a 5.500 en el año 2009. Es una cifra que debe llamar la atención sobre todo del gobierno nacional y de los diputados de la Asamblea Nacional.

La nota de Panorama cuenta el caso de un joven de 26 años que habría muerto por "negligencia de los médicos", según su madre, luego de que lo tirotearan en un intento de robo. El joven fue trasladado al Hospital Victorino Santaella de Los Teques donde no tenían el equipo para hacerle un eco duple cardiovascular. Luego de recorrer varias clínicas privadas terminó en el Hospital Pérez Carreño donde murió de un paro cardíaco.

A continuación la nota del diario Panorama:

Este fin de semana se produjo un doble homicidio en la parroquia Oeste de la ciudad capital. Dos primos perdieron la vida en un hecho de violencia.

“Mamá, mamá, voy en un carro al hospital. Voy herido. Me tirotearon”. Estas fueron las palabras de Howard Piñango Altuve, de 26 años, para indicarle a su madre que había sido víctima de un intento de robo, cuando se disponía a buscar a su hijo de dos años para llevarlo al parque, el pasado viernes.

“Al escucharlo sólo le dije ‘papito llega, sé fuerte, que yo voy atrás’. Él era mi único hijo varón, yo siempre he trabajado duro para darle lo mejor a mis cinco hijos. No es posible que me lo hayan quitado de esta manera. Esperamos más de 12 horas para que lo atendieran, y no fue sino hasta que le vino el paro cardíaco que salieron los médicos”.

Alicia Zavarce explicó que la víctima ingresó cerca de las tres de la tarde al hospital Victorino Santaella. “Él logró correr hasta la casa de su ex pareja y, desde ahí, lo trasladaron en una ambulancia de la Policía de Miranda. Tenían que hacerle un eco duple cardiovascular, pero no tenían los recursos para hacerlo”.

A la entrada de la Medicatura de Bello Monte, la mujer indicó que, a pesar que lo trasladaron a varias clínicas de Los Teques, gracias a que pagó 300 Bs. F. por un servicio de ambulancia privado, no se logró realizar el estudio. La víctima ingresó a las seis de la tarde al hospital Miguel Pérez Carreño y a las 12 de la noche no lo habían atendido. “Sólo había una especialista”.

La afligida madre denunció que su hijo, estudiante del segundo semestre de administración tributaria en el Instituto Universitario de Tecnología de Administración Industrial, murió por “negligencia de los médicos. A las 12 le vino un paro y, en ese momento, fue que lo atendieron. Esa noche vi como 13 personas murieron por heridas de tiro”.

El cadáver de Howard Piñango fue uno de los 31 cadáveres que ingresaron a la morgue de Bello Monte este fin de semana, para completar la cifra de 275 personas fallecidas en circunstancias violentas trasladadas a esta dependencia del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas sólo en los primeros 18 días del mes de enero.

En otro hecho de violencia fueron asesinados, en la medianoche del viernes en la Cortada de Catia, en la parroquia Sucre, los primos Dioni Galea, de 23 años de edad, y Gabriel Sorense, de 25 años. Los dos hombres estaban a menos de 100 metros de su vivienda, observando un partido de dominó, cuando pasaron dos sujetos armados que dispararon “a todo el mundo”.

Así lo declaró César Galea, tío de una de las víctimas, quien indicó que los dos hombres recibieron múltiples heridas por arma de fuego e ingresaron muertos al hospital de los Magallanes de Catia. El familiar indicó que las víctimas estaban en compañía de seis personas, aproximadamente, que lograron correr.

Supuestamente el hecho fue producto de un altercado que surgió en la parte alta del barrio, lo que provocó que los sujetos bajaran disparando contra cualquier persona. Los occisos trabajaban desde hace dos años en la empresa Leche Los Andes y vivían en la misma casa.

La familia de Galea y Sarense pagaron 500 Bs. F. a una carroza fúnebre para trasladar los dos cadáveres hasta la medicatura forense, porque no había furgonetas que realizaran el trabajo. "En este país si no tienes 10 mil Bs. F. tienes que quemar tu mismo al muerto", afirmó Galea, mientras esperaba impaciente la entrega de los dos primos.

http://www.noticierodigital.com/forum/viewtopic.php?t=477115

1 comentario:

Lígia L. R. dijo...

Querido amigo Blogueiro
Você foi considerado um Blogueiro Destemido, sem medo.
espero que aceite a nossa homenagem.
Vá buscar seu prêmio em meu blog, está a sua disposição.
Um forte abraço desde São Paulo, Brasil
Lígia
http://dois-em-cena.blogspot.com/